sábado, 17 de abril de 2010

Mía

Imagen de DamasArt [Todos los derechos reservados]


La observo, siempre la observo. Me acerco hasta hundirme en su pecho cuando las sístoles desafinan. No le respondo cuando me habla, mas desespero cuando llora, desgarrada, las penas. Sus ojos solo ven por los míos, que no tenga hambre ni enfermedades ni frío... Ella es diosa, diáfana y guerrera. Yo la veo como una ninfa, recostada en la cordillera de mis pupilas. Ahí viene, se acerca canturreando mi nombre: Morena, Morena... Porta un suculento plato de Royal canin.



Dedicado a mi hermana Marianela y su doberman: Morena.

No hay comentarios:

Todos los derechos reservados

Safe Creative #0907084101619

Yo leo, ellos leen... ¿Vos leés?

Archivo del blog